06 agosto 2009

++ ¿QUE ES LA MISERICORDIA DE YHWH?

Quisiera hacer un breve comentario acerca de la “misericordia”. No de esa misericordia humana muchas veces solamente relacionada a la solidaridad, pues cuando oímos la palabra “misericordia” de inmediato pensamos en la ayuda a los necesitados o en el socorro al menesteroso, cosa que no está mal practicar, todo lo contrario es un deber nuestro practicar la justicia de YHWH. Sin embargo, quisiera profundizar un poco más y tratar aquí de esa compasión que se caracteriza por ser la más alta y la más excelsa, esa misericordia que es sumamente santa y que no puede compararse a nada que podamos hacer nosotros los hombres. A menudo oímos en los círculos religiosos, en el cristianismo, en el islamismo, en la religión judía, en el mesianismo, en la radio, en la televisión, lo leemos y vemos en Internet, o donde quiera que se hable del Creador, ahí se ha mencionado que YHWH es un Elohim misericordioso, que es bueno, perdonador, compasivo, etc., y eso es cierto, ¿Pero hemos dimensionado realmente que es la misericordia de YHWH? ¿Comprendemos cual es la profundidad de esa compasión y amor? Veamos si es que podemos describirla y así asombrarnos al descubrir un poco más del amor de Elohim.

¿Qué significa la palabra “misericordia”? La palabra hebrea para “misericordia” es “rajum” y quiere decir; compasivo y misericordioso. También podemos encontrar en las escrituras otra palabra hebrea que se usa como sinónimo de la palabra “misericordia”, esta palabra es “Jased” y denota: “bondad; amor constante; gracia; misericordia; fidelidad; devoción”

Por lo cual la “misericordia” bíblica, no es otra cosa que la más alta demostración de la compasión de YHWH hacia nosotros su creación y su pueblo. La palabra castellana “misericordia” tiene su raíz en la palabra “miseria”, cosa no menos importante, pues cuando YHWH obra en misericordia es porque nota nuestra “miseria” esa que tenemos cuando vivimos sin él o que tenemos por la simple y sencilla razón de no ser él, sino que tan solo humanos, polvo de la tierra, no podemos (aunque creamos lo contrario) vivir lejos de aquel que nos creo y dio la vida, por lo cual somos en ese aspecto “míseros” y por eso necesitamos su misericordia para toda nuestra forma y manera de vivir. ¿Lo capta?

Dentro de un contexto más general la “misericordia” bíblica de YHWH es aquella que él extiende en aquellas situaciones de carácter punitivo, es decir aquellas situaciones donde somos culpables por haber violado su Toráh (instrucción) y no haber guardado sus mandamientos. Pues por no haber obedecido al Eterno estamos o estuvimos separados y destituidos de su resplandor glorioso, tal cual lo dice Shaúl (Pablo) y el profeta Ieshayáhu (Isaías), que nuestros pecados e infracciones nos separan de YHWH. (Rom. 6:23; Isa. 59:2).

Un hermoso pasaje que habla de esta gran misericordia, hermosa y alta, es el que se encuentra en Tehilím (Salmo) numero 103, donde el escritor inspirado por el ruáj (aliento) del más alto, nos da una hermosa cátedra acerca del amor de YHWH por su pueblo y sus hijos.

“Bendice, alma mía, a YHWH, Y bendiga todo mi ser su santo nombre. Bendice, alma mía, a YHWH, Y no olvides ninguno de sus beneficios. Él es quien perdona todas tus iniquidades, El que sana todas tus dolencias; El que rescata del hoyo tu vida, El que te corona de favores y misericordias; El que sacia de bien tu boca De modo que te rejuvenezcas como el águila. YHWH es el que hace justicia Y derecho a todos los que padecen violencia. Sus caminos notificó a Moisés, Y a los hijos de Israel sus obras. Misericordioso y clemente es YHWH; Lento para la ira, y grande en misericordia. No contenderá para siempre, Ni para siempre guardará el enojo. No ha hecho con nosotros conforme a nuestras iniquidades, Ni nos ha pagado conforme a nuestros pecados. Porque como la altura de los cielos sobre la tierra, Engrandeció su misericordia sobre los que le temen. Cuanto está lejos el oriente del occidente, Hizo alejar de nosotros nuestras rebeliones. Como el padre se compadece de los hijos, Se compadece YHWH de los que le temen. Porque él conoce nuestra condición; Se acuerda de que somos polvo. El hombre, como la hierba son sus días; Florece como la flor del campo, Que pasó el viento por ella, y pereció, Y su lugar no la conocerá más. Mas la misericordia de YHWH es desde la eternidad y hasta la eternidad sobre los que le temen, Y su justicia sobre los hijos de los hijos; Sobre los que guardan su pacto, Y los que se acuerdan de sus mandamientos para ponerlos por obra. YHWH estableció en los cielos su trono, Y su reino domina sobre todos. Bendecid a YHWH, vosotros sus ángeles, Poderosos en fortaleza, que ejecutáis su palabra, Obedeciendo a la voz de su precepto. Bendecid a YHWH, vosotros todos sus ejércitos, Ministros suyos, que hacéis su voluntad. Bendecid a YHWH, vosotras todas sus obras, En todos los lugares de su señorío. Bendice, alma mía, a YHWH. (Tehilím/Salmos 103)

Este es uno de los cantos más hermosos acerca de la misericordia de YHWH y en él leemos muchas enseñanzas hermosas, entre todas estas hay dos muy especiales que resaltan las características de la misericordia de YHWH, para mi son muy relevantes y las quisiera comentar brevemente:

YHWH es quien perdona todas nuestras iniquidades

La primera característica que quisiera destacar de la misericordia de YHWH reflejada en el pasaje de Tehilím 103, es aquella hermosa expresión del escritor cuando dice; “YHWH es quien perdona todas tus iniquidades”. ¿Qué profundidad podrá tener esta expresión bíblica? Veamos:

Cuando Moshé recibió la instrucción del Eterno en el monte Sinaí nos indica la historia bíblica que él agente de YHWH que también es llamado con el nombre de “YHWH” proclamo delante de Moshé una de las características más importantes de la personalidad del Eterno, una cualidad intrínseca de Elohim que Moshé no podía olvidar para luego declarársela su pueblo Israel. Pues no olvidemos ¿Qué hacia Moshé en ese monte? Recibía los mandamientos de YHWH, pero además recibía la alianza, el pacto del Eterno con su pueblo, por lo cual no en vano el Malák (mensajero) llamado “YHWH” dice delante de Moshé lo siguiente:

“Y YHWH descendió en la nube, y estuvo allí con él, proclamando el nombre de YHWH. Y pasando YHWH por delante de él, proclamó: ¡YHWH! ¡YHWH! Fuerte, misericordioso y piadoso; tardo para la ira, y grande en misericordia y verdad; que guarda misericordia a millares, que perdona la iniquidad, la rebelión y el pecado, y que de ningún modo tendrá por inocente al malvado; que visita la iniquidad de los padres sobre los hijos y sobre los hijos de los hijos, hasta la tercera y cuarta generación” (Shemot/Ex. 34:5)

¿Qué representa lo que dice el mensajero en este profundo texto? Significa que el primer pacto o alianza entre YHWH y su nación Israel está fundamentado en la misericordia y la compasión del Altísimo, y no sobre otra cosa, quien piense que la alianza que YHWH hizo con su pueblo Israel fue dura y severa (sin misericordia) esta en un gran error, pues como vemos, fue un pacto fundamentado especialmente en el amor, en la compasión, en la misericordia de YHWH por su pueblo y por los millares que podrían acceder a esta alianza sagrada.

Debido a lo anterior, es que en Israel es sabido que la alianzas del Eterno tienen como cualidad y característica la compasión y la misericordia y su santo amor. Por eso es que leemos en el Tehilím (Salmo) 103 que es YHWH quien perdona todas nuestras iniquidades, pues la base de sus pactos es justamente su misericordia.

Note usted una cosa hermosa, la primera alianza está fundamentada en el amor, la compasión, la misericordia de YHWH para su pueblo, ¿No cierto? Si claro que sí. Entonces la pregunta que debemos hacernos es; ¿En qué consiste la alianza o pacto renovado mediante la muerte del Mesías? La respuesta es; Esta alianza renovada está fundamentada en el amor, la compasión, la misericordia de YHWH para su pueblo Israel, por medio de Israel mediante el Mesías para los gentiles. Es decir las bases son las mimas, YHWH siempre ha fundamentado sus compromisos por amor, compasión y misericordia. No sin sentido Yojanán (Juan) escribió:

“Y nosotros hemos conocido y creído el amor que Elohim tiene para con nosotros. Elohim es amor; y el que permanece en amor, permanece en Elohim, y Elohim en él.” (1Yojanan/Juan 4:16)

Como el Eterno es amor, (no que tenga amor) sino que intrínsecamente el “amor” es de él. La gran característica de él siempre va ser actuar en base a ese amor, perdonando los pecados de su pueblo, teniéndoles paciencia, esperándolos para que ellos hagan retorno (teshúva) a él, y comiencen a guardar sus mandamientos. De hecho la enseñanza de los emisarios de Yeshúa, nos dice que este pacto o alianza renovada tiene casi las mismas similitudes con la primera alianza, es decir los dos están fundamentados en la misericordia y la compasión de YHWH, por favor veamos:

“Este es el pacto que haré con ellos. Después de aquellos días, dice el Señor: Pondré mis leyes en sus corazones, Y en sus mentes las escribiré, añade: Y nunca más me acordaré de sus pecados y transgresiones” (Hebreo 10:16-17)

Ahora como ya sabemos que la bondad de YHWH siempre ha operado en todos sus pactos con los hombres, he aquí algunos ejemplos bíblicos de cómo opera el perdón y la misericordia del Eterno, en estas dos alianzas una antes del Mesías y otra después de él, en las dos YHWH siempre ha sido motivado por su gran y único móvil, su santo amor:

La misericordia de YHWH opera por amor de su nombre o por honor de sí mismo:

Por amor de tu nombre, oh YHWH, Perdonarás también mi pecado, que es grande” (Tehilím/Salmos 25:11)

“Yo, yo soy el que borro tus rebeliones por amor de mí mismo, y no me acordaré de tus pecados” (Ieshayahu/Is. 43:25)

La compasión y misericordia de YHWH nadie la merece, sin embargo aun así él la da por amor:

“YAH, si mirares a los pecados, ¿Quién, oh Señor, podrá mantenerse? Pero en ti hay perdón, Para que seas reverenciado” (Tehilím/Salmos 130:3-4).

La misericordia de YHWH es Eterna:

“Aleluya. Alabad a YHWH, porque él es bueno; Porque para siempre es su misericordia” (Salmos 106:1)

“Por un breve momento te abandoné, pero te recogeré con grandes misericordias. Con un poco de ira escondí mi rostro de ti por un momento; pero con misericordia eterna tendré compasión de ti, dijo Jehová tu Redentor” (Isaías 54:7-8)

La Misericordia de YHWH es sin límites:

“Porque más grande que los cielos es tu misericordia, Y hasta los cielos tu verdad” (Salmos 108:4)

La misericordia de YHWH prolonga la vida:

Por la misericordia de YHWH no hemos sido consumidos, porque nunca decayeron sus misericordias. Nuevas son cada mañana; grande es tu fidelidad” (Lamentaciones 3:22-23)

La compasión y misericordia de YHWH se manifiesta en el hombre cuando éste se vuelve a él y comienza a guardar sus mandamientos:

“Por eso pues, ahora, dice YHWH, convertíos a mí con todo vuestro corazón, con ayuno y lloro y lamento. Rasgad vuestro corazón, y no vuestros vestidos, y convertíos a YHWH vuestro Elohim; porque misericordioso es y clemente, tardo para la ira y grande en misericordia, y que se duele del castigo” (Yoel/Joel 2:12-13)

La misericordia de YHWH tiene una gran cualidad y ésta es que es muy grande, Israel una y otra vez desobedeció y peco contra YHWH pero él una y otra vez les perdonaba:

“Muchas veces los libró; Mas ellos se rebelaron contra su consejo, Y fueron humillados por su maldad. Con todo, él miraba cuando estaban en angustia, Y oía su clamor; Y se acordaba de su pacto con ellos, Y se arrepentía conforme a la muchedumbre de sus misericordias” (Tehilím/Salmos 106:43-45)

El Eterno se deleita en hacernos misericordia, ¿Por qué se deleita? Debido a que su misericordia tan grande hacia nosotros hace notar que no somos nada sin él y que estamos en miseria sin su perdón:

“¿Qué Elohim como tú, que perdona la maldad, y olvida el pecado del remanente de su heredad? No retuvo para siempre su enojo, porque se deleita en misericordia” (Miqueas 7:18)
Por lo cual, cuando leemos en el Salmo 103 que YHWH perdona todas nuestras iniquidades, en primera instancia estamos leyendo dentro de esa corta expresión un fundamento básico de sus alianzas, que es la actitud natural e intrínseca de Elohim, la compasión, el amor y la misericordia son cualidades propias del mas Alto.

Pero podríamos ahondar un poco más, la expresión del texto que revisamos dice; “YHWH es quien perdona todas tus INIQUIDADES” ¿Qué es “Iniquidad”? La palabra hebrea para iniquidad es; “avón” que entre otras muchas cosas sinónimas quiere decir; “Delito”, es decir YHWH perdona todos nuestros delitos, ¿Pero cuáles son esos delitos?, para cometer un delito necesariamente debemos infringir una ley, ¿Pero cuál sería esa Ley? Yo se que usted ya sabe que es la Toráh. Así que cuando hacemos “iniquidad” es porque estamos infringiendo la ley o Toráh del Eterno, de hecho Yojanán (Juan) enseña que el “pecado” es la infracción, o sea el “delito” de violar la Toráh:

“Todo aquel que comete pecado, infringe también la ley; pues el pecado es infracción de la Toráh” (1 Yojanán/ Juan 3:4)

De esta manera entendemos aun mejor porque YHWH nos da de su misericordia y compasión, es debido a que hemos sido inicuos, delincuentes, violando a diestra y a siniestra sus leyes y ordenanzas, por lo cual hemos caído presos bajo la condenación de infringir sus mandamientos, estamos en la cárcel, (hablo figuradamente) ¿Qué necesitaríamos? Todo delincuente necesita un abogado y libertad, y es justamente en esa instancia cuando entra en acción la alianza renovada, pues se hacen ahí efectivas estas nuevas garantías de misericordia y compasión de YHWH mediante el Mashiaj.

YHWH entonces por su amor y misericordia, nos ha provisto de un abogado que defenderá nuestra causa, (aunque somos culpables) pero por su precio pagado y obediencia tendremos aun una mayor conmiseración del Eterno, incluso promete perdonar todas nuestras iniquidades, veamos:

“Hijitos míos, estas cosas os escribo para que no pequéis; y si alguno hubiere pecado, abogado tenemos para con el Padre, a Yeshúa el Mesías el justo. Y él es la propiciación por nuestros pecados; y no solamente por los nuestros, sino también por los de todo el mundo” (Yojanán/Juan 2:1-2)

Por lo tanto, es por la misericordia de YHWH que el Mesías "se hizo pecado" en nuestro favor (2Cor. 5:21) y cargó sobre sí el castigo que merecíamos (Isa. 53:4-5). De este modo, nos salvó de nuestra tendencia a violar sus mandamientos que nos lleva a en definitiva perdernos sin salvación.

Elohim nos salvó según Su misericordia (Tito 3:5) y hoy podemos acércanos confiadamente al trono de su bondad inmerecida para alcanzar misericordia:

"Acerquémonos, pues, confiadamente al trono de la gracia, para alcanzar misericordia y hallar gracia para el oportuno socorro" (Heb. 4:16).

“Pero cuando se manifestó la bondad de Elohim nuestro Salvador, y su amor para con los hombres, nos salvó, no por obras de justicia que nosotros hubiéramos hecho, sino por su misericordia, por el lavamiento de la regeneración y por la renovación en el espíritu santo” (Tito 3:4-5)

La misericordia de YHWH comparada con la de un Padre y una Madre

La misericordia del Eterno es tan grande y hermosa que las escrituras la comparan con el amor de un Padre y una Madre hacia un hijo. El verso 13 de Tehilím (Salmos) 103 nos dice:

“Como el padre se compadece de los hijos, Se compadece YHWH de los que le temen. Porque él conoce nuestra condición; Se acuerda de que somos polvo” (Tehilím/Salmos 103:13-14).

Si un Padre no puede dejar de tener compasión por un hijo que le teme, aunque le ha fallado, ¿Cuánto más Elohim que es amor, tendrá compasión de sus hijos, a los cuales amó desde antes de la fundación de este mundo, a pesar de que estos le hayan fallado? Otro hermoso pasaje que muestra la fidelidad y misericordia de YHWH como la de un Padre o como la de una Madre es el siguiente:

“Pero Sion dijo: Me dejó YHWH, y el Señor se olvidó de mí. ¿Se olvidará la mujer de lo que dio a luz, para dejar de compadecerse del hijo de su vientre? Aunque olvide ella, yo nunca me olvidaré de ti. He aquí que en las palmas de las manos te tengo esculpida; delante de mí están siempre tus muros” (Isaías 49:14-16)

¿Puede ver entonces la gran misericordia de YHWH para con su pueblo? Es una gran realidad bíblica que no podemos dejar de lado, la compasión, la misericordia y el Amor de Elohim por los hombres es y ha sido siempre el móvil de su justicia y el motivo por el cual el Mesías vino a las ovejas perdidas de la casa de su Padre, (La casa de Israel). Aun así ese amor fue tan grande, que por el cumplimiento de las profecías también alcanzo a los gentiles, que por pura misericordia Elohim nos salvo, no siendo pueblo suyo, los hizo parte de su pueblo todo esto mediante el Mashiaj.

Yehoshua nos hablo de esa inmensa misericordia Paternal de YHWH y la grafico en tres enseñanzas coronándola con la tercera de éstas como una hermosa historia de compasión. Todo el capítulo 15 de Lucas trata este hermoso asunto, nuestro Maestro santo enseño la misericordia del Eterno para con aquellos que son su pueblo y la más hermosa de esas enseñanzas es la del hijo prodigo, ésta ha venido a ser la perla de una seguidilla de lecciones que dio el Mesías a sus discípulos sobre la compasión y el amor de Elohim.

Sí la historia de aquel que recibió su herencia adelantadamente y que decidió gastarla en los deleites y pecados de esta vida, desobedeciendo a YHWH, perdió la identidad de pueblo del Eterno, (comportándose como gentil) llegando incluso a estar con los cerdos, (Alimento abominable ante los ojos de YHWH). Pero que sin embargo, recapacito y volvió en sí y disfruto de la bondad del Eterno, esa que los hijos de Israel tan bien conocen.

Así Yeshúa, a través de la comparación del amor de un Padre por su hijo, nos muestra que es lo que sucede cuando un hijo que estaba perdido (o muerto por su trasgresión a la Toráh) regresa, es decir vuelve a la vida por la misericordia inmerecida de su Padre. Así todo aquel que es hijo del Padre YHWH, mediante el Mesías puede alcanzar el oportuno socorro, la compasión y la misericordia cuando a transgredido la Toráh o cuando se ha visto imposibilitado (pues somos naturalmente incapaces para todo sin la ayuda de YHWH) de realizar o alcanzar algo, puede recurrir la hermosa misericordia de YHWH, que siempre esta presta, pronta, y cercana para todos los que le temen y guardan sus mandamientos.

Shalom en su majestad el Mashiaj de Israel.

Por: Erick V.
Via: DabarQodesh.com

2 comentarios: